La segunda parada del viaje fue en Berlín, Alemania. Aquí nos reunimos con diversas autoridades federales para hablar sobre la situación que prevalece en México en materia de derechos humanos e insistir en la necesidad de emitir recomendaciones puntuales al país durante la próxima evaluación ante el Consejo de Derechos Humanos.

Tuvimos reuniones con los encargados de derechos humanos y de México en el Ministerio de Asuntos Exteriores y con la Comisión de Derechos Humanos del Parlamento alemán.

Desde las diversas organizaciones que participamos en las reuniones hubo una percepción positiva sobre la apertura para escuchar más acerca de la situación en México, sobretodo de cara a la nueva administración federal, desde donde con un cambio de discurso se ha pretendido dar una falsa imagen de que la situación de derechos humanos está cambiando.

En particular, se habló mucho sobre la intención del gobierno mexicano de crear una nueva corporación policiaca, la Gendarmería Nacional, que según la poca información que se ha dado al respecto, sería una policía militarizada. Al respecto, hemos tenido información de que autoridades alemanas tendrían la intención de participar en el entrenamiento de la Gendarmería, por lo que se les instó a garantizar que los debates sobre esta nueva institución sean abiertos a la sociedad civil mediante una propuesta legislativa, la cual requiere de serios controles civiles e independientes que garanticen y supervisen el cumplimiento irrestricto de los derechos humanos.

Finalmente, sostuvimos una muy interesante reunión con diversas organizaciones de la sociedad civil alemana que trabajan activamente sobre México, en donde tuvimos la oportunidad de explorar más estrategias de colaboración de cara al EPU y otra serie de actividades comunes donde se pueden abrir frentes en conjunto para alcanzar mejores objetivos.

Share This

Comparte

Comparte este post en tus redes.

Shares
A %d blogueros les gusta esto: