• “Ésta droga, la marihuana, y todo lo que se consume, siempre ha estado en la sociedad, nacimos con ellas y nunca nos habían destruido a nuestros hijos en la forma en que el gobierno lo está haciendo.” Palabras de María Herrera, madre de cuatro jóvenes desaparecidos en el marco de la guerra contra las drogas en México.
  • Académicos, representantes de organizaciones de la sociedad civil, familiares de pacientes que requieren marihuana medicinal, víctimas de violaciones a derechos humanos y personas usuarias de drogas se unen a la campaña internacional “Apoye. No Castigue”.
  • En el marco del Día Internacional de las Naciones Unidas Contra el Abuso y el Tráfico Ilícito de Drogas, realizaron un llamado a poner un alto a la guerra contra las drogas.

Por quinto año consecutivo, organizaciones de la sociedad civil en México nos sumamos a la campaña global Apoye, No Castigue (Support, Don’t Punish), un esfuerzo internacional para hacer un llamado a reformar la política de drogas, a través de la visibilización de los impactos negativos que el prohibicionismo y la guerra contra las drogas han tenido en diversas comunidades en todo el mundo. Las acciones realizadas en el marco de la campaña se llevan a cabo en torno al 26 de junio, Día Internacional de las Naciones Unidas Contra el Abuso y el Tráfico Ilícito de Drogas, fecha en la cual los gobiernos de distintos países hacen alarde de sus avances, anuncian nuevas políticas represivas en materia de drogas y, en ocasiones, han llevado a cabo ejecuciones de personas sentenciadas a muerte por delitos relacionados con drogas.

Durante el Foro Apoyo, No Castigue: Reducción de Riesgos y Daños de Espectro Completo, organizado por ReverdeSer Colectivo, la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos, Equis Justicia para las mujeres, Familiares en Búsqueda María Herrera, Estudiantes por una Política Sensata de Drogas y el Programa de Política de Drogas del CIDE Región Centro, académicos, representantes de la sociedad civil, familiares de pacientes que requieren marihuana medicinal, víctimas de violaciones a derechos humanos y personas usuarias de drogas, coincidieron en la necesidad de detener la estrategia militarizada de combate al narcotráfico y sustituirla por un modelo regulatorio que privilegie el respeto de los derechos humanos.

En la primera mesa, la etnohistoriadora Nidia Olvera destacó que las consecuencias negativas de la prohibición de las drogas no son nuevas, sino que la corrupción, la violencia, las violaciones a derechos humanos y la adulteración de las sustancias han acompañado el mercado de las drogas desde que pasó a ser un mercado ilícito. Así mismo, Rebeca Calzada del Programa de Política de Drogas del CIDE-Región Centro y Amaya Ordorika de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos, resaltaron los daños que ha generado la participación de las fuerzas armadas en el combate al narcotráfico, haciendo hincapié en que iniciativas legislativas que profundicen esta participación, como la Ley de Seguridad Interior, representan un enorme riesgo para el respeto de los derechos humanos en México.

Por otro lado, Brun González, representante de la Red Latinoamericana de Personas que Usan Drogas (LANPUD), afirmó que las personas usuarias son sujetos de derechos, mismos que han sido violentados constantemente en muchos países en América Latina en el marco de las políticas prohibicionistas. Y Margarita Garfias, madre de Carlos Antonio Avilés, un niño de 12 años con epilepsia refractaria y representante de la organización Bienvenidos a Holanda, destacó las limitaciones de la recientemente aprobada iniciativa sobre marihuana medicinal y recalcó la necesidad de regular el uso medicinal de la marihuana de manera que responda a las necesidades de pacientes.

Pero, además de señalar las deficiencias de la política de drogas actual, las y los ponentes de la mesa 2 compartieron las diversas estrategias que implementan para hacerle frente a los efectos de dicha política.

Maria Herrera, madre de Jesús Salvador, Raúl, Gustavo y Luis Armando, señaló a la guerra contra el narcotráfico como una treta del gobierno para dividir y debilitar a la sociedad y la importancia de la unión para hacerle frente. Otra estrategia de reconstrucción del tejido social frente a la violencia la compartió Miguel Barrera de la Brigada Humanitaria de Paz Marabunta. Marabunta ha construido un espacio de convivencia en la Colonia Gabriel Hernández, donde a través de actividades lúdicas y culturales, han construido un espacio libre de violencia. Barrera destacó que hay personas que siguen consumiendo drogas y que la violencia no es resultado de dicho consumo.

Así mismo, fueron compartidas intervenciones con un enfoque de salud pública que toman en cuenta las necesidades, deseos y derechos de las personas usuarias por parte de Fany Pineda del Programa de Análisis de Sustancias (PAS), Rubén Carreón de la Clínica Especializada Condesa, Oscar Espín de Estudiantes por una Política Sensata de Drogas (EPSD) y Eduardo Zafra de la campaña de salud “Tirando Esquina. Interviniendo muros de salud”. Los tres resaltaron la importancia de reconocer a la persona usuaria como sujeta de derechos con la libertad de tomar decisiones para cualquier servicio de salud. También destacaron que lo contrario a la adicción no es la abstinencia, sino la conexión. Por lo que las intervenciones para la prevención y tratamiento de adicciones no deben enfocarse en evitar o eliminar el consumo, sino en restaurar el tejido social.

En este sentido, las organizaciones que participamos en el Foro nos sumamos a las demandas internacionales de la campaña Apoye. No Castigue:

  1. El sistema de fiscalización de drogas ha fracasado y debe reformarse.
  2. La efectiva descriminalización de las personas que usan drogas.
  3. Las personas que participan en los eslabones bajos de la cadena de producción y tráfico de drogas, especialmente quienes lo hacen por razones de subsistencia o coerción, no deben enfrentar penas severas o desproporcionadas.
  4. La erradicación de la pena de muerte como sanción para delitos relacionados con drogas.
  5. Políticas de drogas centradas en la salud y la reducción de daños.

Programa

Mesa 1: La guerra contra las drogas: un castigo social

Pregunta detonadora: ¿Cuáles son los riesgos y daños generados por el prohibicionismo y la guerra contra las drogas?

  1. Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos – Violaciones a derechos humanos e impacto a poblaciones en cuestión de vulnerabilidad. Amaya Ordorika
  2. Centro de Investigación y Docencia Económica, Región Centro – Actuaciones de la fuerza pública. Rebeca Calzada
  3. Equis Justicia para las mujeres – Mujeres encarceladas por delitos de drogas. Isabel Blas
  4. Bienvenidos a Holanda – Procesos legislativos del cannabis medicinal. Margarita Garfias
  5. LANPUD – Red Latinoamericana y del Caribe de Personas que Usan Drogas – Brun González
  6. Mtra. Nidia Olvera – Cambios en el abordaje de las sustancias psicoactivas en México. De la perspectiva de salud a la de seguridad. Un recuento histórico.

Mesa 2: Frente a la guerra, ¿cómo nos apoyamos?

Preguntas detonadoras: ¿Cómo la guerra contra las drogas impacta en nuestras comunidades? ¿Cómo construimos comunidad y herramientas frente a la guerra?

  1. Programa de Análisis de Sustancias – Análisis de sustancias psicoactivas y modelo de intervención de pares. Fany Pineda
  2. Familiares en Búsqueda María Herrera – Reconstrucción del tejido social a partir de la búsqueda de personas desaparecidas.
  3. Clínica Condesa – Centro para la Prevención y Atención Integral del VIH/SIDA de la CDMX – Políticas de salud de reducción de riesgo y daños incluyente. Rubén Carreón
  4. Brigada Humanitaria de Paz Marabunta – Resolución de conflictos. Carla Rios Nava
  5. Tirando Esquina – Reducción de daños en el uso de piedra. Eduardo Zafra
  6. Estudiantes Por una Política Sensata de Drogas – Estigma y discriminación hacia personas que usan drogas: Enfoque desde la salud mental. Oscar Espín.

Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos

Reverdeser Colectivo

Familiares en Búsqueda María Herrera A.C.

Programa de Política de Drogas – CIDE

Equis. Justicia Para Las Mujeres

Estudiantes por una Política Sensata de Drogas

Clínica Condesa

International Drug Policy Consortium, IDPC

Cine Tonalá

 

Share This

Comparte

Comparte este post en tus redes.

Shares
A %d blogueros les gusta esto: