Intervención de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos, A.C.
38º periodo ordinario de sesiones del Consejo de Derechos Humanos

Debate Interactivo SR independence of judges & lawyers

Señor Presidente,
Mi nombre es Araceli Rodriguez Nava, defensora de derechos humanos mexicana. Desde hace 8 años 7 meses 6 días busco a mi hijo Luis Ángel Léon Rodríguez, Policía Federal que desapareció en Michoacán con 6 policías y 1 civil. México es un laberinto sin salida, como un rompecabezas donde las piezas no encajan, donde la impunidad y la corrupción rebasan la verdad. En mi país, no se investigan las violaciones a derechos humanos, por ello, hemos dejado de confiar en las autoridades. En la búsqueda que he emprendido por mi hijo desaparecido, me he dado cuenta que la impunidad en México comienza desde las investigaciones.
En la abrumadora mayoría de casos, somos las víctimas las que debemos encargarnos de la investigación del asesinato, desaparición o tortura de nuestros familiares.

Muchas de nosotras, hemos dejado de ser víctimas y nos hemos convertido en defensoras de derechos humanos, porque mi caso, no es el único, la desaparición forzada en México, es un problema generalizado. La falta de voluntad de las fiscalías para enjuiciar a funcionarios públicos, ha sido una constante, el ocultamiento, la alteración o fabricación de evidencias, así como la falta de independencia de servicios forenses y de protección de testigos, son algunas de las razones por las cuales México tiene una crisis profunda de impunidad

Señor Presidente,
México necesita una nueva Fiscalía General de la República: autónoma, independiente e imparcial, así como un Mecanismo Internacional contra la Impunidad, cuyo acompañamiento nos ayude a revertir la alarmante impunidad en el país y las miles de víctimas, como yo, podamos tener justicia y verdad.

Muchas gracias.

Share This
A %d blogueros les gusta esto: