Durante dos eventos paralelos en Naciones Unidas, fueron intimidados Jean Wyllys y Luciana Zaffalon. Wyllys es activista de derechos LGBTI, ex congresista brasileño y beneficiario de medidas cautelares de la CIDH debido a las amenazas de muerte contra él. Luciana Zaffalon es secretaria de la Plataforma Brasileña de Políticas de Drogas.

Las organizaciones firmantes expresamos nuestra preocupación por dos actos de intimidación cometidos recientemente en contra de ciudadanos brasileños, por parte de funcionarios estatales. Estos incidentes tuvieron lugar el 15 y 19 de marzo de 2019, en el marco de dos eventos paralelos que se llevaron a cabo en las sedes de las Naciones Unidas en Ginebra y Viena, respectivamente. Todas fuimos copatrocinadoras de uno o ambos eventos paralelos.

El primer evento, “Nuevo autoritarismo: implicaciones para los derechos humanos y la sociedad civil”, fue el 15 de marzo en el Palais des Nations, en Ginebra, durante la 40 sesión del Consejo de Derechos Humanos. El panel incluyó defensores de derechos, de Brasil, Estados Unidos y Filipinas. Entre los panelistas se encontraba Jean Wyllys de Matos Santos, un activista de derechos LGBTI y ex congresista brasileño, que fue elegido el año pasado para un tercer mandato en el Congreso, pero que abandonó el país debido a múltiples amenazas de muerte. Jean Wyllys es beneficiario de medidas cautelares emitidas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos desde noviembre de 2018.

Después de que el Sr. Wyllys pronunciara su discurso, la Representante Permanente de Brasil ante las Naciones Unidas en Ginebra, Embajadora Maria Nazareth Farani Azevedo, declaró que el Sr. Wyllys “abandonó a sus votantes para viajar por el mundo y difundir noticias falsas”,[1] que las personas LGBTI no son perseguidas en Brasil y que era “una vergüenza” utilizar la plataforma de la ONU para difundir las críticas contra su país.[2] Después de hacer esta declaración, la Embajadora se levantó y se retiró del evento sin escuchar la respuesta del Sr. Wyllys, repitiendo en voz alta que su presencia en la ONU era una vergüenza para el país.[3]

El segundo evento paralelo se realizó el 19 de marzo durante la 62ª sesión de la Comisión de Estupefacientes (CND), en la sala MO79 del Vienna International Centre. El evento se centró en la militarización de la seguridad pública en las Américas y las políticas dirigidas a reducir el suministro de drogas. Entre los panelistas invitados a hablar en el evento se encontraba Luciana Zaffalon, investigadora y secretaria de la Plataforma Brasileña de Políticas de Drogas, una red de 50 ONG’s, colectivos y expertos que defienden la reforma de la políticas de drogas basadas en los derechos humanos y la reducción de daños. La Sra. Zaffalon hizo una presentación sobre la situación en Brasil, destacando la intervención federal militar en la ciudad de Río de Janeiro y sus consecuencias en términos de muertes violentas, a saber, un aumento del 35% en el número de personas ejecutadas extrajudicialmente por las fuerzas policiales.

Después de que los panelistas hablaron, un hombre que se presentó como Coordinador General de la Policía Federal de Brasil se dirigió a la Sra. Zaffalon y dijo que no estaba de acuerdo con los datos porque las personas de las que hablaba eran “delincuentes”. Interrumpió repetidamente a la Sra. Zaffalon, incluso cuando ella señaló que la información provenía de fuentes oficiales. “También tengo datos”, respondió, “soy un oficial de la policía federal, soy el coordinador general de la policía federal”, claramente utilizando su posición como herramienta de intimidación.[4] La situación se volvió cada vez más tensa, hasta el punto en que el moderador del evento se vio obligado a interrumpir. Los panelistas expresaron su sorpresa respecto del tono de los comentarios del oficial de policía, que fue muy inusual para los eventos paralelos que tienen lugar en las sedes oficiales de ONU. La Sra. Zaffalon se sintió particularmente intimidada por el hecho de que un oficial de policía de alto rango en misión diplomática, justifique públicamente las ejecuciones extrajudiciales cometidas por funcionarios encargados de hacer cumplir la ley. Los dos eventos paralelos fueron organizados por un grupo diverso de organizaciones nacionales, regionales e internacionales de derechos humanos. La intimidación de Wyllys y Zaffalon representó una disrupción en espacios para el debate, reflexión y diálogo, así como el intercambio y de ideas críticas y experiencias de actores de la sociedad civil . Los ciudadanos brasileños y otras personas con posiciones críticas sobre las autoridades brasileñas deben poder circular con seguridad dentro de los edificios de las Naciones Unidas y expresarse libremente en reuniones y eventos. Es especialmente preocupante que Wyllys, que enfrenta amenazas de muerte, y que actualmente se encuentra bajo la protección de un mecanismo regional de derechos humanos, haya sido sometido a agresiones dentro de las Naciones Unidas.

Solicitamos a las Naciones Unidas que  atiendan estos casos de intimidación e instamos al Estado brasileño a prevenir y abstenerse de todos los actos de intimidación y represalias contra aquellos que buscan cooperar o han cooperado con las Naciones Unidas, y a investigar estos actos, responsabilizar a los perpetradores y ofrecer reparación a Wyllys y Zaffalon.

Organizaciones que patrocinaron los eventos 
American Civil Liberties Union (ACLU)
Asian Forum for Human Rights and Development (FORUM-ASIA)
Center for Reproductive Rights
Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS)
CIVICUS: World Alliance for Citizen Participation
Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos, A.C. (CMDPDH) 
Conectas Direitos Humanos 
DeJusticia 
Human Rights Law Centre 
Instituto Brasileiro de Ciências Criminais (IBCCRIM) 
International Service for Human Rights (ISHR) 
Intercambios Asociación Civil, Argentina 
Plataforma Brasileira de Políticas de Drogas (PBPD) 
Washington Office on Latin America (WOLA) 

Organizaciones brasileñas presentes en los eventos
Articulação para o Monitoramento dos DH Brasil
Artigo 19
Associação Brasileira de Lésbicas, Gays, Bissexuais, Travestis, Transexuais e Intersexos (ABGLT)
Conselho Federal da Ordem dos Advogados do Brasil
Conselho Indigenista Missionário (CIMI)
Instituto Vladimir Herzog
Sociedade Maranhense de Direitos Humanos Terra de Direitos 


[1] La declaración escrita ha sido publicada por la Misión de Brasil ante las Naciones Unidas en su cuenta de Twitter: https://twitter.com/BrasDel/status/1106577725735792642 
[2] La declaración escrita ha sido publicada por la Misión de Brasil ante las Naciones Unidas en su cuenta de Twitter:  https://twitter.com/BrasDel/status/1106577725735792642 
[3] El periodista brasileño Jamil Chade (UOL) estuvo presente en la sala y filmó el episodio, que está disponible en su cuenta de Twitter: https://twitter.com/JamilChade/status/1106540753474543616 
[4] Un video del incidente está disponible en la página de Facebook de la Plataforma Brasileña de Políticas de Drogas: https://www.facebook.com/plataformadedrogas/videos/266627334251819/

Share This
A %d blogueros les gusta esto: