47 período de sesiones – Consejo de Derechos Humanos, ONU

Señora Relatora,
En 2020, más de 9,700 personas fueron desplazadas por la violencia en México. Este año, ya hemos documentado más de 3,000 casos. Lejos de retratar su totalidad y complejidad, estos datos son solo una pequeña muestra del fenómeno.

Hoy, aprovechamos esta oportunidad para destacar casos que reflejan la dura realidad del desplazamiento interno en México, que necesita de atención urgente.

El municipio de Aldama, en el estado de Chiapas, se encuentra bajo constantes ataques armados. Esto ha obligado a la población a desplazarse de manera intermitente, refugiándose en las montañas para proteger sus vidas. Desde 2018, decenas de personas han muerto y resultado heridas a causa de este conflicto agrario.

También en Chiapas, en mayo, seis familias de Chenalhó retornaron a su comunidad tras casi dos años de estar desplazadas. Pero ya no estaban completas: dos niñas menores de un año fallecieron a consecuencia de las condiciones precarias en las que vivían por el desplazamiento.

La situación de la niñez es alarmante. Además de la salud, la emergencia sanitaria ha comprometido la seguridad alimentaria e interrumpido el acceso a la educación de varias comunidades desplazadas. En el estado de Guerrero, niñas y niños recibieron armas para defender sus pueblos y evitar ser desplazados.

Agradecemos su continuada atención e invaluable apoyo a la respuesta al desplazamiento interno en México y esperamos que pronto pueda concretar su visita a nuestro país.

Muchas gracias.

Share This