¿Quién es Rosendo Radilla?

“Rosendo Radilla Pacheco (…) fue un trasgresor, sabía reír, amaba la vida, sabía vivir, era solidario. Son rasgos que lo definieron como el amigo, el camarada, el representante popular buscado y respetado por muchos y odiado por los menos, el padre, el esposo y el pariente amante y amable. Era capaz de dar solidaridad y amistad. Esto lo hizo también inquieto ante la vida. La entrega con que desempeñó los distintos encargos públicos y la renuncia a su propio bienestar, muestran a un hombre con un excesivo sentido de responsabilidad, comprometido como pocos hombres y mujeres lo hacen durante su vida. Hay en ello, un sentido de no pertenecerse a sí mismo sino ser parte de la mismidad de otros: sus amigos, camaradas, paisanos y familiares. Los valores cultivados desde pequeño en su familia bordan en torno al significado del trabajo, la disciplina, la honradez, la amistad, la dignidad y la lealtad. Estos fueron los principios que le permitieron delinear los cauces por los que caminó siempre ”.

Andrea Radilla, Voces Acalladas, Vidas Truncadas, 2008

Biografia

Rosendo Radilla Pacheco nació el 1 de marzo de 1914. Hijo de Felipe Radilla Radilla y Agustina Pacheco Ramos, fue el segundo de siete hermanos.

Se dedicó al trabajo de la tierra: al cultivo y venta de café cereza. Su vida multifacética se caracterizó por su involucramiento en diferentes causas sociales.

Desde su participación como presidente en el Patronato Pro-Escuela Primaria Federal Modesto Alarcón, logró la construcción de la Escuela Primaria Modesto Alarcón en 1952. En el año de 1956 se desempeñó como presidente del Patronato Pro-construcción del Hospital Rural en Atoyac y fue nombrado Auxiliar Honorario de la Educación Higiénica en 1959.

También destaca su participación en espacios y organizaciones de distintas causas campesinas, como la Unidad Agraria de la Sierra de Atoyac de Álvarez; la Asociación Agrícola Local de Cafeticultores, desde donde fue designado Secretario General del Comité.

Fue elegido como Presidente Municipal de Atoyac de Álvarez en el periodo de 1955-1956, impulsando mejoras en las condiciones de vida de la población, como fue la construcciòn del Hospital Ejidal.

En junio de 1965 participó en el proceso de organización independiente de los cafeticultores y campesinos. Asimismo, firmó la convocatoria al Congreso Campesino realizado en Atoyac de Álvarez, en el cual la Liga Agraria del Sur “Emiliano Zapata” llamaba a discutir el reparto y tenencia de la tierra, la dotación de ejidos, la creación de nuevos centros de población agrícola, la restitución de tierras, los problemas de latifundios y acaparamiento de la tierra, el despojo de parcelas y regulación de los ejidos, y la exigencia de servicios públicos y créditos

Le indignaba la injusticia y reflejaba sus ideas a través de diversos corridos que él mismo escribía, en los que relataba las condiciones de su pueblo, denunciaba los abusos y llamaba a la gente a organizarse y exigir sus derechos.

Fuente: Señores, soy campesino. Semblanza de Rosendo Radilla Pacheco, desaparecido. Disponible en

Share This
A %d blogueros les gusta esto: